Elogio de la lentitud

elogiolentitud

A menudo se podría asociar un libro titulado así como una apología de la pereza o el desinterés, cuando en el fondo habla de cosas tan simples que con demasiada frecuencia se pasan por alto, sobre todo en la moderna civilización occidental. Realmente este libro no es una biblia ni una tabla de mandamientos, y mucho menos es un compendio de autoayuda de tintes místicos o new age. Realmente es un resumen de aspectos y temas en los que nuestra cada vez más acelerada vida y sociedad puede y debe reflexionar, una llamada de atención sobre la velocidad con que se hacen, piensan y sienten las cosas en este mundo donde parece que lo más importante es hacer más, llegar más rápido, comer en menos tiempo, hacer más cosas durante el día, etc, olvidando el punto de inflexión en el que la velocidad de nuestros hábitos cruza la línea que separa el disfrute de la vida de la esclavitud del tiempo.

Comienza hablando sobre hacerlo todo más rápido, la belleza de la lentitud y el movimiento slow. Todos los capítulos son monográficos, abarcando temas diferenciados como la comida, las ciudades, cuerpo y mente, medicina, sexo, trabajo, ocio, etc., y parten de un mismo eje, el de encontrar el equilibrio de la velocidad. Todo de una forma tan claramente ordenada y bien explicada que la mera lectura del libro parece ya invitar, antes de acabarlo, a vivir de una forma más desacelerada; incluso confieso sin rubor que me he tomado muchos meses para acabar de leerlo.

Lo cierto es que resulta completamente imprescindible para volver a descubrir las cosas realmente esenciales de la vida, y es que la obra va más allá de lo obvio y hace reflexionar a convencidos y escépticos.

1 comments On Elogio de la lentitud

Dejar una respuesta:

Tu dirección de correo no será publicada

Pie del sitio